SEO

Maldito algoritmo de Instagram, me estás quitando visibilidad

Si tienes perfil en alguna red social, especialmente Instagram, habrás visto el llamamiento desesperado de las influencers de trapitos. Bueno, estamos generalizando un poquito demasiado, ya que no solo las chicas más a la moda se han quejado. Se ha quejado todos los influencers habidos y por haber, sobre todo aquellos que no invertían en publicidad. ¿Sobre qué, te preguntarás? Sobre el algoritmo de Instagram.

Todos influencers

No es la primera vez que hablamos del exceso de influencers. Los niños de hoy en día quieren ser YouTubers, Instagramers o cualquier otra profesión relacionada con sus nuevos ídolos. Ríete tú de lo de ser futbolista, profesora, veterinaria o astronauta, que eso al menos sí eran profesiones reales. Y ser influencer también, pero mucho menos factible. Nuestros niños quieren que las marcas les regalen, que les paguen por subir cuatro fotos, que todos le alaben en comentarios… y todo ello sin tener que realizar el más mínimo esfuerzo. En nuestra época, al menos, sabíamos que para todo eso, primero había que estudiar duro. Bueno, para ser futbolista igual no tanto.

Y, claro, como todos quieren ser influencers y todos luchan por intentar influenciar (y llevarse cositas, más o menos, por la patilla), pasan cosas. Además de rivalizar entre sí y crear alianzas estratégicas, si algo gusta en el mundo infuencer es la queja. Igual que se venera al restaurante que te ha enviado de forma gratuita sus productos, se critica todo lo que no gusta. Y, ojo, esto es bueno; salvo esas ocasiones en las que se olvidan de decirnos que es una colaboración aunque aquello cante por soleares, que diría mi madre.

El maldito algoritmo de Instagram

La queja de moda, es quejarse de malvado algoritmo de Instagram. Que si ya no se ven mis fotos, que si activa las notificaciones, que si te recuerdo cada uno de mis posts pos stories… Mal, influencers, mal. Así solo nos dais pereza. Además, me encantaría que descubiérais lo que es el maravilloso mundo del SEO; para que sepáis lo que es cambiar de algoritmo. Aunque Zuckerberg parece estar aprendiendo de Googlel, aún está muy en pañales.

En cualquier caso, de haber estudiado para ser influencer, habríamos aprendido de los algoritmos son el pan de cada día en el marketing digital. ¿Qué sentido tendría que ‘internet’ nos enseñara cómo se hacen las cosas para siempre? Y lo que es peor, si los algoritmos no cambian, ¿cuánto dinero tendríamos que pagar por esa misma visibilidad?

El algoritmo de Instagram, y todos los demás, son una lucha constante por conseguir visibilidad que se convierta en engagement y más visitas a la web; en el caso de que la hubiera. Algunos ‘gurús’ dicen que la mejor forma de recuperar nuestra visibilidad es invertir en anuncios de Instagram. No es mala idea, pero una vez que se empieza a pagar habrá que seguir haciéndolo para mantenerse. Es decir, al crear anuncios, enamorarás al algoritmo de Instagram, pero en el momento en el que dejas de pagar, volverás a la tristeza visitil y de likes más absoluta.

Lo que puedes hacer

Al igual que sucede con el SEO, lo mejor es aprender, adaptarse al nuevo algoritmo y, así, ahorrar unos dineros. Los algoritmos cambian muchas más veces de las que pensamos, lo que pasa es que solo si son cambios grandes notaremos las consecuencias. Mirando el lado positivo, estos cambios implican aprendizaje continuo y mejorar el contenido de nuestros perfiles o sitios web. Si solo tuviéramos que hacer las cosas una vez, con el paso del tiempo podríamos acabar aburriendo al usuario que siempre ve lo mismo porque sabemos que venir, van a venir igual.

Para enamorar al algoritmo de Instagram y a todos los algoritmos del mundo mundial, te recomendamos que intentes actualizarte de forma constante. Y no, no es necesario que inviertas para ganar visibilidad; no si sabes cómo hacerlo bien de forma gratuita. Piensa que hay quien no necesita SEM porque tiene un buen SEO y eso es lo que hay que hacer a cualquier nivel, no solo para Google. Y si quieres pagar, paga; pero no descuides tu SEO por muy coñazo que sean los cambios constantes para contentar a los algoritmos. Si consigues un buen SEO, lo más probable es que hacer SEM también te resulte más barato. A menos porcentaje de rebote, más tiempo de navegación, mayor número de visitas… menor será la inversión.

Así que ya sabes, no seas como los influencers que se quejan del nuevo algoritmo de Instagram. Ni siquiera te qujes del algoritmo de Google, aprende de él, aprende tú e invierte el tiempo de quejas en trabajo.

Deja un comentario